menu

Una cuestión de forma

aura_11.11_B

En el ejercicio de construcción de una marca gráfica, el entendimiento de su forma (la razón de su composición) es una tarea central para comprender el alcance y su recordación como símbolo. ¿Qué tipo de figura resulta más adecuada para cada marca? ¿Qué sensaciones despierta la imagen diseñada ante nuestros públicos? ¿Cómo colabora la visualidad en la estrategia comercial? Este tipo de preguntas son las que han orientado la investigación que la agencia Siegel+Gale ha llevado a cabo en Estados Unidos y en el Reino Unido y cuyos resultados han sido publicados el mes pasado.

Bajo el título “Logo Now. A study on logo treatments and brand perceptions”, la investigación ha dado cuenta de algunas de las ideas que subyacen en el ejercicio del diseño de marcas y que resultan, en algún caso, de sentido común. Sin embargo, el respaldo de las 3.000 respuestas obtenidas hace que estas percepciones acerca de las imágenes marcarias resulten más sólidas, o por lo menos, legitimadas.

Una de las consultas realizadas por esta investigación trató de descubrir la personalidad que el tratamiento visual de la marca despierta en los usuarios. Así, las marcas que se representan mediante siglas (IBM, HP, BMW) han sido caracterizadas como inteligentes, potentes, confiables e inquietantes. Por su parte, las marcas expresadas en letras serifas (Prada, Armani, Jack Daniels) son entendidas como sofisticadas, exclusivas, tradicionales, respetadas y premium. En total son nueve las categorías marcarias que, clasificando por su forma y tratamiento visual a las marcas gráficas, fueron puestas en consideración por este trabajo. El documento completo puede leerse, luego de llenar un sencillo formulario, en el siguiente enlace.

aura_11.11_A

0 Comments

Deja un comentario